fbpx

Crisis por superficialidad en revistas, el caso Cosmopolitan

La revista Cosmopolitan es una de las revistas que tienen mayor distribución nacional y es una de las 20 revistas más populares del mundo y la favorita del mercado en cuanto a temas de actividad física y regímenes alimenticios. Pero en abril del 2017, dicha revista, publicó un artículo sobre Simone Harbinson, una famosa blogger del mundo fitness. El nombre del artículo fue “Cómo esta mujer perdió 44 libras sin realizar *ningún* ejercicio”, en donde se hablaba principalmente del régimen alimenticio que siguió Harbinson para lograr un peso corporal ideal.

Sin embargo, a Harbinson se le había diagnosticó cáncer, tenía un tumor que le fue hallado en el apéndice, por lo que se sometió a diversas cirugías y dicho régimen alimenticio fue el que tuvo que seguir después de las operaciones ya que sufrió -además- una serie de complicaciones médicas. Pero siendo una entusiasta de fitness, habló de su proceso de recuperación posterior a la enfermedad en la revista Cosmopolitan y el artículo resaltó el hecho de que había logrado su peso ideal sin realizar ningún tipo de ejercicio.

El artículo tuvo reacciones inmediatas en Twitter, especialmente del Huffington Post, y se le pedía a Cosmopolitan que retirara el artículo por atribuir su reducción de peso solamente a su enfermedad (es decir, exaltando la enfermedad como forma para bajar de peso), sin tomar en cuenta los hábitos alimenticios que tuvo que adquirir Simone derivado de las operaciones a las que se sometió para vencer al cáncer. Cosmopolitan fue criticada en redes sociales por utilizar títulos llamativos y engañosos con tal de generar mayor numero de seguidores. La reacción de Cosmopolitan fue remover el artículo de su sitio web. Acción necesaria para evitar que continuará en aumento la cantidad de retweets que criticaban el título del artículo, pero no fue suficiente, ya que la revista continuaba teniendo reacciones negativas. Simone Harbinson en ningún momento expresó molestia con la revista, incluso subió una foto a Instagram agradeciendo “el honor” de que expusiera su caso. Sin embargo, por el disgusto que causó a los lectores, ella también se vio forzada a remover el agradecimiento

En Riesgos Políticos recomendamos a las empresas la implementación de estrategias para revertir daño reputacional, no sólo para frenarlo. Cada día que pasaba era una oportunidad para Cosmopolitan de contar su versión de la historia. Pero, al limitarse a eliminar el artículo, las redes sociales se convirtieron en un foro para que las personas compartieran sus propias experiencias con el cáncer, exacerbando aún más la percepción negativa de este tipo de revistas que, a menudo, son criticadas por su “superficialidad”. Unos días después, Cosmopolitan volvió a publicar el artículo, ahora bajo el título “Un serio problema médico me ayudó a amar mi cuerpo más que nunca”.

Esta situación podría catalogarse como una “casi” crisis; es decir, el evento no trascendió a generar daños a la revista, sino que se limitó al activismo en redes sociales. Como lo vivió Dolce & Gabbana, hay eventos que, por golpes de suerte, no desembocan en crisis, hasta que la suerte se termina. Las empresas no deben confiarse de que siempre estará la suerte de su lado. En su lugar, deben establecer mecanismos para contener daños y crisis por reputación antes de que puedan generar pérdidas a las empresas.

 

¿Crees que tu empresa está expuesta a caer en una crisis por activismo en redes sociales y no sabes cómo podrías manejarla? Nosotros te apoyamos, escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx.

 

Photo by freestocks.org on Unsplash