fbpx

¿Crisis en el sector turístico?

El sector turístico ha sido una importante fuente de ingresos y de empleos en México. El turismo aporta más de 8% del PIB, siendo así el tercer sector que más dinero aporta al país. El crecimiento de este sector durante la última década había ido en aumento, a pesar de diversas crisis económicas que se han presentado, por ejemplo, la crisis financiera del 2008. Sin embargo, acorde al Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), durante el 2018 el sector hotelero sufrió una caída de empleos sostenida y también registra un aumento en el número de despidos, derivado de una menor ocupación hotelera.

La mayoría de los 70 principales destinos turísticos del país sufrieron una caída en ocupación hotelera en 2018 con respecto a 2017, incluso durante el mes de diciembre, en “temporada alta”. La caída en la actividad turística se puede atribuir a diversos factores; entre los más importantes se encuentran el incremento en la percepción sobre la inseguridad y las consecuencias atribuidas al cambio climático.

Así, 2018 fue el año más violento para México en términos de homicidios. Tan solo en Cancún se registraron 550 asesinatos y la consecuencia directa fue que el Departamento de Estado de EE. UU. emitiera alertas de viaje en donde se recomienda a los ciudadanos no visitar ciertas ciudades en México debido a la violencia. Dichas alertas mencionan destinos importantes para el sector turismo como Quintana Roo, Baja California, Baja California Sur, Chiapas, y Guerrero. Por otro lado, desde 2015, las costas del Caribe mexicano empezaron a sufrir algunas de las consecuencias del cambio climático. Una cantidad atípica de macroalgas marinas cafés provenientes de las Bahamas empezaron a llegar las playas mexicanas, impidiendo que los turistas pudieran entrar al mar. La presencia de estas algas, conocidas como sargazo, se ha incrementado en un 40%, siendo 2018 el año de mayor acumulación y efectos negativos para el turismo.

Lo anterior puede ocasionar diversas pérdidas económicas. De acuerdo con Pablo Azcárraga, presidente del Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET), de continuar con esta tendencia, en 2019 podría haber una caída del 1.6% del PIB turístico con respecto a 2018.

 

¿Te interesa conocer las perspectivas del sector turístico para la presente administración? ¿Tu empresa está preparada para una caída en el turismo derivado de la eliminación de la inversión del gobierno federal en la promoción turística? Escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx para brindarte la asesoría que requieres.

 

Photo by Spencer Watson on Unsplash

Accidentes de los aviones Boeing, ¿pueden afectar a México?

Boeing se encuentra en la mira internacional debido a los accidentes de los aviones tipo B737 Max en Indonesia y Etiopía. Lo que ha causado conmoción entre usuarios, reguladores y a la industria aeronáutica en general.

La prensa internacional ha comenzado a especular si Boeing se apresuró a sacar al mercado este avión, presionado por la competencia en el sector. La empresa decidió tomar un avión ya existente, el B737, y actualizar toda su ingeniería, en lugar de diseñar un avión nuevo, lo que le tomaría al menos diez años, en lugar de los seis años que les tomó sacar el modelo renovado. Esto como parte de una nueva y agresiva estrategia para tomar el control del mercado aeronáutico en Estados Unidos.

Se ha culpado al software del B737 Max por los accidentes; sin embargo, podría tratarse de una salida fácil. En este sentido, se han iniciado investigaciones en torno a las consecuencias que la presión por entregar pedidos en periodos de tiempo muy reducidos ha traído a la industria por las tentaciones de tomar “atajos”, y la falta de cuidado para que los programas aeronáuticos no tengan fallas.

Mientras las investigaciones continúan, la compañía Indonesia Garuda ha sido la primera en cancelar un pedido de 49 aviones de este tipo a Boeing, transacción valorada en 6,000 millones de dólares y, aunque esta cancelación no es definitiva, las señales apuntan a un futuro incierto para la compañía. Aunado a esto, China ha anunciado a los mercados internacionales la llegada del COMCAC 919, un avión de pasajeros de medio alcance que compite directamente con el 737 Max, aunque aún tiene que mejorar su eficiencia en el uso de combustibles.

Es importante tener en consideración que, en los últimos años, México ha captado inversiones importantes de la industria aeronáutica. Así, cualquier afectación en los mercados internacionales impactará al sector en nuestro país. La crisis de Boeing generará presiones a las cadenas de producción y a todas las empresas que le suministran componentes para la fabricación de sus aviones. En especial el Boeing 737 Max, el cual se puede decir que es un emblema del avance de la aeronáutica en Querétaro, que se ha venido desarrollando desde hace 20 años.

En suma, la pérdida de confianza de los usurarios en el 737 Max, la suspensión de los vuelos de estos aviones, la posible cancelación de pedidos, la llegada de los nuevos competidores chinos al mercado y la desaceleración económica de Europa, China y Estados Unidos son algunos de los factores que la industria aeronáutica mexicana debe tener en consideración a la hora tomar decisiones en sus planes de negocio. La cancelación masiva de pedidos del 737 Max podría generar grandes pérdidas para la industria y para la economía de México, en especial para el sector aeronáutico de Querétaro.

 

¿Sabes si tu empresa está en peligro? ¿Eres proveedor de Boeing y no sabes cómo te puede afectar esta crisis? Escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx para brindarte la asesoría que requieres.

 

Photo by Jon Flobrant on Unsplash

Crisis por superficialidad en revistas, el caso Cosmopolitan

La revista Cosmopolitan es una de las revistas que tienen mayor distribución nacional y es una de las 20 revistas más populares del mundo y la favorita del mercado en cuanto a temas de actividad física y regímenes alimenticios. Pero en abril del 2017, dicha revista, publicó un artículo sobre Simone Harbinson, una famosa blogger del mundo fitness. El nombre del artículo fue “Cómo esta mujer perdió 44 libras sin realizar *ningún* ejercicio”, en donde se hablaba principalmente del régimen alimenticio que siguió Harbinson para lograr un peso corporal ideal.

Sin embargo, a Harbinson se le había diagnosticó cáncer, tenía un tumor que le fue hallado en el apéndice, por lo que se sometió a diversas cirugías y dicho régimen alimenticio fue el que tuvo que seguir después de las operaciones ya que sufrió -además- una serie de complicaciones médicas. Pero siendo una entusiasta de fitness, habló de su proceso de recuperación posterior a la enfermedad en la revista Cosmopolitan y el artículo resaltó el hecho de que había logrado su peso ideal sin realizar ningún tipo de ejercicio.

El artículo tuvo reacciones inmediatas en Twitter, especialmente del Huffington Post, y se le pedía a Cosmopolitan que retirara el artículo por atribuir su reducción de peso solamente a su enfermedad (es decir, exaltando la enfermedad como forma para bajar de peso), sin tomar en cuenta los hábitos alimenticios que tuvo que adquirir Simone derivado de las operaciones a las que se sometió para vencer al cáncer. Cosmopolitan fue criticada en redes sociales por utilizar títulos llamativos y engañosos con tal de generar mayor numero de seguidores. La reacción de Cosmopolitan fue remover el artículo de su sitio web. Acción necesaria para evitar que continuará en aumento la cantidad de retweets que criticaban el título del artículo, pero no fue suficiente, ya que la revista continuaba teniendo reacciones negativas. Simone Harbinson en ningún momento expresó molestia con la revista, incluso subió una foto a Instagram agradeciendo “el honor” de que expusiera su caso. Sin embargo, por el disgusto que causó a los lectores, ella también se vio forzada a remover el agradecimiento

En Riesgos Políticos recomendamos a las empresas la implementación de estrategias para revertir daño reputacional, no sólo para frenarlo. Cada día que pasaba era una oportunidad para Cosmopolitan de contar su versión de la historia. Pero, al limitarse a eliminar el artículo, las redes sociales se convirtieron en un foro para que las personas compartieran sus propias experiencias con el cáncer, exacerbando aún más la percepción negativa de este tipo de revistas que, a menudo, son criticadas por su “superficialidad”. Unos días después, Cosmopolitan volvió a publicar el artículo, ahora bajo el título “Un serio problema médico me ayudó a amar mi cuerpo más que nunca”.

Esta situación podría catalogarse como una “casi” crisis; es decir, el evento no trascendió a generar daños a la revista, sino que se limitó al activismo en redes sociales. Como lo vivió Dolce & Gabbana, hay eventos que, por golpes de suerte, no desembocan en crisis, hasta que la suerte se termina. Las empresas no deben confiarse de que siempre estará la suerte de su lado. En su lugar, deben establecer mecanismos para contener daños y crisis por reputación antes de que puedan generar pérdidas a las empresas.

 

¿Crees que tu empresa está expuesta a caer en una crisis por activismo en redes sociales y no sabes cómo podrías manejarla? Nosotros te apoyamos, escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx.

 

Photo by freestocks.org on Unsplash

Desabasto de gasolina, oportunidad que aprovechó KCSM

Durante el mes de enero se vivió una crisis de desabasto de gasolina. Más de 10 estados se vieron afectados por el plan del gobierno de México para combatir el huachicoleo, estrategia que buscaba disminuir el robo de hidrocarburos. Parte estratégica del plan fue cerrar las válvulas de los ductos que transportan gas, crudo y gasolina, lo que generó problemas con el abasto de combustible. En la Ciudad de México fueron 85 de las 400 gasolineras las que registraron un problema. México tiene 17,000 kilómetros de ductos que pertenecen a Petróleos Mexicanos (PEMEX) y es en estas redes donde principalmente ocurre el robo de hidrocarburos. En el 2018, estos robos costaron al Estado mexicano 60,000 millones de pesos.

Gracias a la reforma energética del 2013, el sector petrolero mexicano se abrió a la inversión privada, permitiendo que diversas empresas pudieran subarrendar ductos mexicanos, lo cual les genera considerables ahorros en gastos de transporte, es decir se logró generar condiciones de competencia. Pero con el cierre de estos, tuvieron que buscar otra alternativa para transportar la gasolina. PEMEX, en su caso, reorganizó su cadena de abasto trasladando miles de litros de gasolina en pipas. Este desabasto representó la primera crisis del gobierno, sin embargo, una empresa supo aprovechar esta crisis y logró utilizarla a su favor, aumentando sus ventas.

Kansas City Southern de México (KCSM) es una empresa ferroviaria dedicada al trasporte de carga y fue aprovechada como una de las opciones más seguras y de menor costo -inclusive que las pipas- para hacerle frente al desabasto de gasolinas. Esta empresa es una de las opciones más atractivas para el mercado – dada la falta de infraestructura privada para almacenar gasolinas y trasportarla vía ductos- y está invirtiendo para contar con un centro de almacenamiento en San Luis Potosí que contará con una capacidad de 300 mil barriles. De tal manera que los ahorros en el transporte de gasolina pueden llegar a ser de hasta un 25% en relación con el uso de pipas, además de que esta opción representa una opción más segura comparada con el uso de los ductos.

KCSM cuenta con una alianza estratégica con ExxonMobil, empresa petrolera texana, con la cual importó un total de 2.6 millones de barriles entre 2017 y 2018. En febrero, como respuesta a la crisis, KCSM tuvo un incremento de 135% del volumen de gasolina importada a través de sus trenes. Y, de acuerdo con el presidente de KCSM, José Guillermo Zozaya, se espera que las importaciones sigan aumentando ya que empresas -principalmente internacionales- no quieren volver a tener un problema de desabasto; por lo que ya sumó a Total S.A. como nuevo cliente.

Una de las ventajas que presenta KCSM es que su red es internacional, lo cual la coloca como líder en el transporte ferroviario de gasolina en México. Además, cuenta con una infraestructura adecuada para el uso de tecnología avanzada y forma parte del Asset Health Strategic Initiative, la cual busca reducir las interrupciones del servicio mecánico, mejorar la calidad de la inspección de los vagones y aumentar la eficiencia de los talleres ferroviarios. Asimismo, utilizan 400 drones para vigilar las rutas más conflictivas y monitorean todos los trenes a través de múltiples filtros de seguridad. Estas medidas de seguridad han permitido que la empresa solo tenga un 0.02% de vandalismo.

De esta manera KCSM fue capaz de sacar ventaja de la crisis del huachicol y se colocó como la opción más segura y económica para la transportación de gasolina. Todo gracias a una estrategia de seguridad avanzada, el uso de tecnologías y la correcta implementación de protocolos internacionales en la materia.

 

¿Necesitas ayuda para ver encontrar las oportunidades en medio de crisis? Escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx para brindarte la asesoría que tu empresa requiere.

 

Photo by Samuel Fyfe on Unsplash

¿Jeringas en las latas de Pepsi?

En 1993, una pareja en Washington denunció a Pepsi ante autoridades locales por haber encontrado, supuestamente, una jeringa dentro de una lata de refresco. El día siguiente, se reportó otro caso igual, por lo que la Food and Drug Administration (FDA) emitió un comunicado alertando a consumidores en la región a tomar precauciones al comprar refresco que proviniera de la compañía embotelladora contratada por Pepsi. Los directivos de Pepsi, totalmente seguros de que los reportes eran falsos, pidieron a los dirigentes de la embotelladora que declararan ante los medios la imposibilidad de intervenir en el proceso de embotellamiento de los refrescos.

Sin embargo, durante la semana siguiente a la denuncia, comenzaron a llegar reportes a las oficinas de Pepsi sobre casos similares, esta vez en ciudades lejanas. Y fue en ese momento que Pepsi juntó a un equipo de respuesta, conformado por doce directivos, para encargarse de la crisis que se estaba desenvolviendo.

La respuesta de Pepsi fue publicar el video de seguridad de una tienda de Colorado que mostraba a una mujer colocando una jeringa en una lata a espaldas de uno de los empleados. Al mismo tiempo, publicaron un reporte que explicaba el proceso de embotellamiento. La estrategia consistía en presentar dos defensas simultáneas. Una, el reporte corporativo, para demostrar que no había adulteración en la fase de producción; otra, el video de seguridad, para comprobar que los objetos externos eran colocados por personas después de que las latas eran abiertas y que solo buscaban desprestigiar a la marca o, simplemente, hacer una mala broma. Poco después, el CEO de Pepsi y el Comisionado de la FDA anunciaron conjuntamente que no había riesgo en beber productos de Pepsi.

Cabe mencionar que, previo al comunicado conjunto, la FDA anunció en los medios el arresto de un individuo por presentar falsos reclamos, enfatizando que este acto, siendo un delito federal, contaba con una pena de cinco años de prisión y una multa de 250,000 dólares. Dado que este anunció se emitió previo al comunicado conjunto, se puede inferir que Pepsi instó a la FDA a emitir este anuncio como parte de su estrategia de control de daños.

La FDA también emitió comunicados anunciando que ningún supermercado estaba retirando productos de Pepsi, lo cual ayudó a generar confianza en tiendas más pequeñas y -así- mitigar pérdidas a nivel de los distribuidores. Al tener respaldo de la FDA, la instancia de gobierno que atendió los casos inicialmente, la defensa de Pepsi obtuvo mayor fuerza.

En paralelo, las oficinas centrales enviaban informes diarios sobre el estado de la crisis a sus 600 oficinas, centros de distribución y embotelladoras en todo Estados Unidos. Los informes incluían protocolos de respuesta para asegurar a clientes y proveedores que las bebidas eran seguras.

Una vez mitigada la crisis, en gran parte gracias al video de la tienda de Colorado, Pepsi pagó un espacio publicitario en periódicos nacionales para anunciar su “victoria” y para agradecer a los consumidores que permanecieron fieles a la marca. El anuncio leía: “Pepsi se complace en anunciar…nada. […] Como Estados Unidos sabe ahora, esas historias sobre Diet Pepsi fueron un engaño. Cientos de investigadores no encontraron pruebas que respalden una sola reclamación… [Gracias] a los millones que nos acompañaron”. Y aunque se reportó una caída en las acciones de Pepsi de 2%, esta empresa se recuperó en menos de un mes gracias a su rápida respuesta, a su estrategia de comunicación y a la coordinación con autoridades del gobierno federal.

 

Escríbenos a info@riesgospoliticos.com.mx para ayudar a que tu empresa tenga efectivos mecanismos de manejo de crisis.

 

Photo by John Fornander on Unsplash