fbpx

RIESGOS EN LAS CADENAS DE SUMINISTROS, EL CASO BOEING

Gracias al libre comercio y a la globalización, hoy tan amenazadas ambas desde varios frentes, las cadenas de suministro pueden llegar a ser muy extensas, abarcando varios países y continentes. Con el aprovechamiento de estas redes de logísticas globales, incluso los negocios más pequeños pueden escalar su producción obteniendo beneficios mayores que las grandes empresas del siglo pasado.

Sin embargo, este acceso a la producción escalada globalmente tiene claroscuros. Mientras más extensas son las cadenas de suministro, más vulnerables se vuelven en dos aspectos principales:

Problema de Vulnerabilidad: Entre más extensas sean las cadenas de producción a nivel global, más vulnerables se vuelven a que uno de los nodos sea víctima de una crisis -política, media ambiental, regulatoria, en seguridad- que le impida cumplir sus metas en la cadena de producción, lo que genera falta de suministros y pérdida de inventarios.

Problema de Visibilidad: Ampliar una red implica aumentar el número de proveedores. Esto complica la coordinación entre los nodos, peor aún si los proveedores -a su vez- subcontratan a otros proveedores para cumplir con sus objetivos.

A principios de este siglo, la empresa aeronáutica Boeing se planteó en su plan de negocios implementar una cadena de suministros que redujera el tiempo de entrega de aeronaves en más de 60% y los costos de producción en 40%. La estrategia fue la utilización de un sistema de producción escalonado. El nivel más bajo manufacturaba componentes de la aeronave, el intermedio los unía en subsistemas y el último terminaba de ensamblar la aeronave. A lo largo de esta escalera de tres niveles se encontraban más de 100 proveedores dispersos en doce países en los cinco continentes.

Sin duda alguna, esto representaba una excelente oportunidad para aumentar las ganancias de la empresa. No obstante, los atentados terroristas del 9/11 en Estados Unidos modificaron sus proyecciones. Para febrero de 2016, Boeing pudo completar solamente 380 pedidos de los 1,143 que había proyectado en 2004.

¿Qué fue lo que falló? La vulnerabilidad de Boeing se halló en la interconectividad de los riesgos a lo largo de su cadena de suministro. La reducción en la demanda por vuelos fue manejable para Boeing, pero fue un golpe durísimo para los fabricantes de pequeños componentes. Bastó la caída en la producción de un pequeño componente que cuesta apenas el 3% del total de una aeronave para ocasionarle pérdidas millonarias.

Una vez superado el pánico a los viajes por avión, la demanda tanto por vuelos como por aeronaves repuntó. Sin embargo, el proveedor principal de sujetadores de avión para Boeing ya había reducido los insumos para su producción en 41% como resultado de la pérdida de ingresos. Boeing se halló incapaz de cumplir con los tiempos que se propuso originalmente porque un componente de su cadena ya estaba debilitado y no se hallaba en condiciones de retomar el nivel de producción que tenía previo a los ataques terroristas.

Lo cual nos lleva al otro problema, el de la poca visibilidad. Boeing estuvo consciente de que retrasos en alguno de los niveles conllevaría retrasos en toda la cadena. Anticipando esto, implementó un sistema informático para recopilar la información del estado de todas las fases de producción. El problema fue que este sistema de seguimiento no garantizaba que la información ingresada por niveles más bajos fuera la correcta ni arrojaba información sobre los riesgos a los que estaban expuestos los nodos, como fue el caso del proveedor de sujetadores. Boeing no anticipó los riesgos que los atentados terroristas representaban para su cadena de suministros en conjunto.

Cada vez son más las empresas que se benefician de producir a través de cadenas de suministro globales. Pero también son cada vez más las empresas que reportan pérdidas por interrupciones inesperadas en estas cadenas. Si bien las cadenas de suministros reducen costos, también aumentan la vulnerabilidad de la producción.

 

En Riesgos Políticos, S.C., podemos ayudar a que su empresa establezca mecanismos de gestión de riesgos y manejo de crisis. Si tiene alguna duda de cómo implementarlo comuníquese con nosotros al correo electrónico info@riesgospoliticos.com.mx.

 

Photo by Justin Lim on Unsplash

Follow by Email
Twitter
Visit Us
Follow Me
LinkedIn
Share

Deja un comentario